top of page
  • Foto del escritorIglesia de Dios En Elizabeth NJ

Infidelidad Económica

Lección 03 Asimismo, a todo hombre a quien Dios da riquezas y bienes, y le da también facultad para que coma de ellas, y tome su parte, y goce de su trabajo. Esto es don de Dios” Eclesiastés 5:19

Lectura Bíblica: Isaías 55:1-3

Propósito: Analizar la infidelidad económica como causa de intranquilidad y ruptura del hogar con el fin de contrarrestar los efectos de esta en los hogares de la Iglesia de Dios.

Introducción: Por lo general asociamos el termino infidelidad con aspectos íntimos, pocas o quizá en mínimas ocasiones hemos considerado el aspecto económico como causa de infidelidad. Sin embargo, el factor monetario es también importante y determinante en la relación de pareja. No es muy común en la sociedad escuchar el término Infidelidad económica, pero son tan comunes en nuestro medio, los divorcios o separaciones por causa del dinero: Hombres que no proveen lo necesario para su casa o mujeres que no administran correctamente los recursos financieros en el hogar, esta es una gran realidad en la sociedad actual en la que vivimos.

En este sentido, la infidelidad económica es uno de los mayores errores que se puede cometer en la relación de pareja y esta consiste en: “ocultar gastos o aspectos relevantes de tus finanzas personales a tu pareja”. Este tipo de infidelidad puede darse de diferentes maneras, podemos considerar las siguientes:

- Comprar productos caros a espaldas de tu pareja Mentir sobre el salario.

- Guardar dinero sin que el otro lo sepa. - No aportar lo suficiente para los gastos del hogar teniendo los medios para hacerlo. entre otros. (Nota: esto aplica cuando la esposa trabaja)

Todo esto provoca discusiones en la pareja, daña la confianza y en muchos casos lleva a la separación o el divorcio.

Como verdaderas cristianas es necesario tomar la responsabilidad de rendirle cuentas a Dios y al cónyuge de las decisiones económicas que se toman dentro del hogar a fin de garantizar estabilidad en el mismo.

Para evitar caer en este tipo de infidelidad o si se está viviendo en esta condición, debemos considerar lo siguiente: - Hablar abiertamente con la pareja sobre finanzas y los objetivos que se tienen en común. - Establecer un tiempo a lo largo del día o de la semana para conversar sobre estos temas. - Orar juntos y poner en las manos de Dios todos sus proyectos.

Recordemos las palabras de Jesucristo en el evangelio de Marcos 10:8, “y los dos llegarán a ser un solo cuerpo, así que ya no son dos, sino uno solo”. El salario de los cónyuges les perte- nece a ambos independientemente quien sea el que lo provea. Por tanto: ambos deciden en común acuerdo la distribución y el manejo de este, a fin de evitar injusticias e infidelidad que los conduzcan a la separación; con la dirección de Dios en el hogar todo es posible.

En el nombre del Hijo de Dios, quiero pedirles a los matrimonios que aun mantienen separadas sus cuentas bancarias y ahorros separados, que terminen con esa desconfianza, es triste que lleven anos bautizadas (os) y aun se tengan desconfianza, que aun sigan pensando que su esposo un dia las abandonara y se llevara el dinero de ambos. Personalmente creo que debemos trabajar mucho en nuestros hogares para eliminar definitivamente este problema de desconfianza financiera en nuestros hogares. No podemos seguir diciendo que amamos a Dios y desconfiamos de nuestro conyugue, les exhorto hermanas a que aprendan a tener confianza en su esposo, y tengan todo en común, demostrando asi: que en verdad somos hijas de Dios.

Preguntas para estudio y enseñanza: Nota: Favor de agregar versos bíblicos a su comentario. 1. ¿ Cuál es su comunicación con tu esposo, en cuanto al manejo de las finanzas? 2. ¿Crees que administras bien el dinero que tu esposo deposita en tus manos? 3. ¿Eres una compradora impulsiva? 4. ¿Por qué aún tienen como matrimonio, ahorros y cuentas bancarias separadas? 5. ¿Cuál sería la solución para no caer en una infidelidad económica?

Conclusión: Dios desea que como hijas, aprendamos a ser ordenadas en nuestros gastos ya que es de esa manera como manifestamos el agradecimiento por las bendiciones recibidas. ¡Que Dios nos ayude a poder tener un buen control de las finanzas, para no caer en infidelidad! Paz a vosotras.

10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Post: Blog2 Post
bottom of page